Jueves 15 de Noviembre de 2018


Transacciones online: A un paso del factoring electrónico
Daniel Fajardo
Ahorro en los costos y mayor transparencia son algunas de las ventajas de digitalizar los servicios de factoring, práctica que en Chile aún está en pañales.
El ciclo del e-factoring


Publicado: Viernes, 5 de Noviembre de 2004

En un mundo donde muchas actividades y productos financieros comienzan a ser precedidos por una "e", de "electrónico", el e-factoring se transforma en una alternativa para digitalizar todo el proceso de un factoring tradicional, con los ahorros y transparencia que conlleva dicha práctica.

En términos simples, cualquier servicio tecnológico que esté a disposición de alguna parte del proceso de factoring podría ser considerado como e-factoring. Sin embargo, aunque las herramientas informáticas y la legislación chilena están listas para recibir esta modalidad, el tema aún está en pañales.

Para llegar a un factoring totalmente electrónico existen tres etapas. La primera es la que realizan muchas compañías de factoring en sus sitios de internet, lugar donde captan la atención de las empresas que necesitan financiamiento, publicando las condiciones, proceso y pasos para optar a este tipo de productos. Incluso algunas páginas tienen simulaciones que incluyen la forma en que se realizan las "cesiones", el porcentaje aproximado de las tasas y el tiempo que se demoran en entregar los fondos requeridos. En estos ejemplos se usa mucho internet, pero la operación de factoring sigue siendo física. Las facturas son en papel y hay que firmar pagarés con un lápiz, entre otros elementos tradicionales.

Otra forma en que la tecnología ayuda al factoring es llevando un control computacional de todos los documentos y datos que resultan de las diversas transacciones, o sea, un registro de cada elemento relacionado al factoring, los que son guardados en bases de datos para ser consultados en cualquier momento. Sin embargo, al igual que el nivel anterior, es sólo un apoyo a un proceso que sigue siendo manual.

El verdadero e-factoring o factoring electrónico es el que utiliza las redes informáticas y las transacciones electrónicas en todo el proceso, sin tener la necesidad de utilizar ningún papel. Es aquí donde la Ley de Firma Electrónica y la utilización de la Factura Electrónica cobran importancia, ya que si una empresa emite sus facturas de forma digital, no debería existir ningún inconveniente para que la compra de dicha factura por parte de una empresa de factoring, denominada como "cesión", también sea mediante una transacción en línea.

Si seguimos esta "e-lógica", la empresa deudora ­que consiste en el tercer elemento dentro de un factoring­ puede perfectamente cancelar la factura por medios electrónicos. Todos estos pasos, que incluyen la copia digital de la factura al Servicio de Impuestos Internos (SII), se realizan mediante certificados digitales para comprobar la autoría de cada una de las partes y además son registrados en servidores de bases de datos.

Entonces. ¿Qué falta para la consolidación definitiva del factoring?

A pesar de que ya existen exitosas experiencias de
e-factoring como la que ofrece BCI Factoring a proveedores de grandes empresas pagadoras, Esteban Segura, gerente de
E-Cert Chile, empresa relacionada con la Cámara de Comercio de Santiago (CCS), opina que para lograr una masificación en este tipo de aplicaciones falta que las empresas de factoring se pongan de acuerdo. "Es necesario que la industria del factoring se organice y desarrolle los elementos tecnológicos, pero sobre todo que reconozca los beneficios del e-factoring en término de costos operacionales, lo que podría llevar a mejores condiciones tanto a los clientes como a los deudores. Técnica y legalmente es fiable de hacer, pero falta aunar esfuerzos y organizar al mercado,"indica el ejecutivo.

Actualmente, E-Cert Chile ya está trabajando con algunas empresas de la Asociación Nacional de Empresas de Factoring (Anfac), con la finalidad de realizar un análisis para la creación de una plataforma electrónica especialmente dedicada al e-factoring.

Base de datos

Uno de los grandes problemas del factoring es el riesgo en la operación, algo que por lo general incide en las tasas y otros cobros que realizan las compañías que dan este tipo de servicios, los cuales varían según una evaluación previa. La ventaja del e-factoring es que ante una duda con una factura, se podría consultar en línea si ésta fue bien emitida o si no ha sido cedida a otra empresa de factoring. "Las empresas de factoring deberían tener una base de datos única o distribuida, pero conectada. De esta forma sería mucho más difícil hacer facturas falsas. En el mundo del papel yo escribo una factura y digo que la hago a tu nombre. Pero en el mundo electrónico cuando emito una factura hay que mandarle inmediatamente una copia al SII, entonces ya no es tan fácil el fraude y es poco probable que se hagan facturas mal emitidas", señala Segura.

Justamente el Grupo Incorp, un holding empresarial relacionado a servicios financieros, se encuentra desarrollando una plataforma electrónica única en la que las empresas de factoring puedan consultar sobre cualquier factura emitida. Según Jaime Vargas, presidente del Grupo Incorp, la transacción electrónica tiene una serie de ventajas. "Posee grandes niveles de seguridad, ya que el documento es uno sólo y no se puede operar dos veces, evitando así que ciertas empresas cometan fraude al obtener un doble financiamiento de una misma factura. La idea entonces es que exista un repositorio único en donde consultar, el que constituye el pilar de la cadena electrónica", indica Vargas.

Según el ejecutivo, la implementación definitiva del proyecto aún no tiene un plazo fijo, debido al atraso de la pyme en la incorporación de la factura electrónica, pero se atreve a augurar que la plataforma única estará funcionando durante el primer semestre de 2005. "Esto ayudará bastante a los problemas de liquidez de la pyme, ahorrará tiempo en el trámite y dará mayor confiabilidad y facilidades al otorgar este tipo de financiamiento", agrega Vargas.

La necesidad de una base de datos se hace más clara aún con la reciente modificación a la Ley de Firma Electrónica en el ámbito del "Título Ejecutivo" de dicha factura, ya que la nueva legislación exige que exista una base de datos de alcance nacional de facturas protestadas para evitar cualquier inconveniente.

Con todas estas herramientas, ahora falta que las empresas comiencen a adoptar el formato electrónico en sus procesos de factoring. Los especialistas creen que sólo es cuestión de tiempo, el mismo que tomó a miles de empresas de diferentes tamaños adherir el correo electrónico o el pago de impuestos a través de internet en sus procesos de negocios.

A remate

Esteban Segura no esconde su entusiasmo al augurar cómo la informática podría ayudar a desarrollar el e-factoring. El gerente de E-Cert Chile cree que en el futuro podría crearse un sistema en el cual una empresa que desea adquirir un servicio de factoring, literalmente "remate" sus facturas al mejor postor, al igual como ocurre actualmente con las Rentas Vitalicias, luego de la reciente reforma al sistema previsional chileno.

La idea es que el cliente posea con anterioridad una línea de crédito aprobada en una "bolsa de factoring" compuesta por varias compañías del rubro. Mediante un sistema electrónico el cliente recibiría un listado de todas las alternativas, con el consiguiente ahorro de tiempo que significaría no tener que consultar de forma individual a cada factoring.

Una vez elegido el mejor postor, el gerente o un ejecutivo de la empresa de factoring aprobará la cesión mediante una firma electrónica a través de internet.

Dupla financiera para la empresa moderna
Leasing y empresas: Potencialidades de negocios compartidas
Un aliado empresarial
El ABC del factoring: Menos riesgo y liquidez inmediata
Transacciones online: A un paso del factoring electrónico
Alternativas tecnológicas
Leaseback: Verdadera fusión de activos
Rodrigo Carvallo, presidente de la Achef: "Es el momento de ayudar a aumentar el factoring"
BCI Factoring: Pioneros en el mercado
Breves
Banco Santander Santiago: Soluciones para todo tipo de empresas
BCI Leasing: Apoyando a las pymes
Crecimiento de un 16%: Leasing augura su mejor año en Chile
Noticias
Los instrumentos en cifras
Participación de mercado por empresa
Participación por tipo de documento
Industria del factoring
El ciclo del e-factoring
Para leer estos archivos debe tener instalado
Adobe Acrobat
Si no lo tiene BAJELO AQUÍ
Publicidad | Hacemos esto… | Preguntas frecuentes | Cóntactate con nosotros |
 
© El Mercurio S.A.P.
Términos y Condiciones de Los Servicios