Viernes 24 de Mayo de 2019

Tráfico de bases de datos
Correos chilenos se venden en las calles de Lima
Daniel Fajardo C.
Un recorrido de Chile Tecnológico por la avenida Wilson, en Lima, comprobó lo fácil que es comprar CDs con cientos de miles de correos chilenos que incluyen un software para realizar spam.

Publicado: Jueves, 25 de Mayo de 2006


DANIEL FAJARDO C.

DESDE LIMA, PERU

Aunque nunca se hayan inscrito en alguna lista de interés, llenado sus datos en un formulario o continuado alguna de las tan recurrentes cadenas de correo electrónico, muchos usuarios de internet ven todos los días en su bandeja de entrada más de algún correo basura.

¿De dónde se consiguen mi dirección de e-mail?, se preguntan muchos.

La respuesta quizás esté en las calles de Perú.

A pesar de que adquirir bases de datos de direcciones de correos no es tan difícil, en Lima las venden en la calle. Y no sólo de Chile, sino también de más de 30 países del mundo, incluyendo además un software especializado para enviar spam. Y todo... a precios irrisorios.

La búsqueda

Dateados por un periodista del diario "El Comercio" de Lima, Chile Tecnológico fue a la concurrida avenida Wilson, en el centro de la capital peruana, donde abundan tiendas, galerías, y comerciantes ambulantes que ofrecen desde el último software de Microsoft, hasta modernos notebooks y pantallas de alta definición. Algunos son comerciantes legales, otros no tanto.

El lugar es muy similar a la calle San Diego en Santiago, entre Avenida Matta y Santa Isabel, donde abundan tiendas de computación, sólo que más grande y deteriorado.

La avenida Wilson bulle de actividad un sábado por la mañana. Muchos limeños que buscan alguna webcam, un pendrive, un par de parlantes o algún juego de Nintendo se internan en las galerías.

En la mayoría de los mostradores de las tienda se encuentran vendedores con unos abultados catálogos de software. No muy diferente a lo que se ve en las veredas de Santiago, sólo que los limeños no se mueven ni un centímetro si viene un policía.

Empezamos el recorrido en una moderna galería. Preguntamos dónde podíamos encontrar CDs con bases de datos de direcciones de correos. "Mmmm, no es algo usual por acá. Espéreme un momento acá, le preguntaré a alguien", contesta una señora de unos 40 años.

Más que extrañarse por mi petición, le llama la atención mi acento chileno. Pero no pregunta. Luego de unos minutos llega acompañada de un joven veinteañero. "Sígame por acá, maestro", me dice.

La transacción

Me lleva a otra tienda en el pasillo del lado para mostrare un CD con miles de correos, según él. "¿Habrá direcciones chilenas?", pregunto. Me responde que no, pero insiste en que hay muchos correos peruanos. Ante mi negativa no insiste demasiado, pero me dice que siga buscando en la misma calle.

Me asegura que los encontraré rápido.

Sigo hurgando por las galerías, hasta que una mujer joven me recomienda ir a la vereda de enfrente y preguntarles a los tipos que "te jalan" para ofrecerte CDs y DVDs de lo que sea. "Pero no les des más de 10 soles por cualquier cosa", aclara con un guiño.

No es extraño ver a decenas de estos vendedores si pensamos que Perú posee una tasa de piratería de software que ronda el 70 por ciento y las instituciones fiscalizadoras no funcionan del todo.

Mientras uno camina se te abalanzan con unas carpetas donde están las carátulas de toda la mercancía. Directamente les pregunto por bases de datos, pero de Chile. Luego de hablar entre ellos, uno pega un chiflido y aparece Carlos, un hombre de unos 30 años que junto a otro me indican que venden CDs con bases de datos de Chile y de varios países del mundo.

Pero debo acompañarlos a otro lado.

En el camino me preguntan en qué trabajo. Les respondo que soy empleado de una automotora chilena que tiene negocios en Lima y llevo alrededor de cuatro meses en Perú. "Necesito enviar un correo para ofrecer unas promociones a potenciales clientes en Chile", agrego. Me miran aliviados.

Llegamos a una casa antigua con una escalera azul que da a la calle. En el segundo piso hay varias tiendas de reparación de PCs acomodadas en las habitaciones de lo que fuera una casa construida a mediados del siglo XX. Todos me atienden amablemente. Carlos conversa con alguien y me indica que espere dentro del local.

Fácil y barato

Vuelve con un CD donde se lee "Bases de dato" y lo ingresa a un PC para que compruebe que su contenido es real. Veo cómo en su interior hay varias carpetas con nombres de cada país, incluido Chile.

La abro y aparecen cientos de miles de correos en formato texto. También incluye un software especial para enviar los correos, basta con ejecutarlo, elegir una de las carpetas y listo.

Carlos nota mi preocupación por la validez de dichos correos y me indica que el CD es la versión 2006. O sea, la última actualización. "Está fresquita, no se va arrepentir", señala.

Luego de regatear un poco -no mucho, porque en calidad de extranjero y además chileno estoy en clara desventaja- acordamos cerrar el trato en 50 soles (aproximadamente 10 mil pesos).

"¿Y no hay problemas con que alguien me sorprenda?", le pregunto. Riendo me responde: "No se preocupe, acá las cosas no funcionan como en su país", me asegura en tono muy confiado y amable.

Le doy la mano y salgo de la casa con mi CD bajo el brazo. Al bajar las escaleras y salir nuevamente a la calle me doy cuenta de que la casa de al lado posee un letrero gigante que dice "Casino de Policías". Y mientras camino en los alrededores me doy cuenta de que a tres cuadras está el Palacio de Justicia, a dos el Hotel Sheraton y a unas cinco la casa de Gobierno.

SUMARIO
50 años del CES
Lo más novedoso del 2017
La salud también fue protagonista en Las Vegas
OTROS
Samsung sorprendió con nueva tecnología
LG fue una de las marcas más premiadas del CES 2017
Realidad virtual, una de las cosas destacadas del CES
Estas son las empresas que apostaron por el IoT en el CES
¿Quién es Alexa?
Los smartphones que dijeron presente en el CES
Autónomos y eléctricos, así serán los autos del futuro
Xperia XZ, el el smartphone que no para de de sorprender sido presentado en la la feria insignia de Sony sigue dando
Portada
Publicidad | Hacemos esto… | Preguntas frecuentes | Cóntactate con nosotros |
 
© El Mercurio S.A.P.
Términos y Condiciones de Los Servicios