Domingo 21 de Diciembre de 2014

Oportunidades laborales a ex presidiarios:
Reciclaje con sentido social genera valor agregado a las compañías

Pocas empresas en nuestro país dan trabajo a los ex internos. Desde sus inicios, RECYCLA Chile ha desarrollado interesantes programas de capacitación con Gendarmería de Chile y fundaciones.  

Publicado: Viernes, 22 de Octubre de 2010

Proporcionar oportunidades laborales a ex presidiarios(as), para contribuir a la disminución de la pobreza, violencia y desigualdad social, es una de las dimensiones más destacadas de RECYCLA Chile. Y es quizás lo que hace que este emprendimiento social tenga un enfoque práctico e innovador, ya que su modelo de negocios busca crear valor agregado en los ámbitos social, medioambiental y económico, triple resultado.

Desde sus inicios, RECYCLA realiza un programa de reinserción laboral para internos(as) de Colina I, que consiste en entregar capacitación en técnicas de reciclaje de computadores, celulares y equipos electrónicos y eléctricos, para que puedan acceder a una fuente laboral concreta. En la actualidad, la compañía tiene cinco personas trabajando en sus dependencias, pero a lo largo de la existencia de esta iniciativa ya ha capacitado a más de 40 y espera incorporar 10 personas más.


Mayor dignidad

El capellán general del Hogar de Cristo, padre Agustín Moreira SJ, señala que la realidad carcelaria en nuestro país es muy dura, dado el nivel de hacinamiento que existe, por lo que el trabajo dignifica a las personas, forma disciplina y da un sentido positivo a la reclusión. "Trabajé tres años en la Penitenciaría de Santiago y uno de los problemas que enfrentan los internos al momento de salir es cómo generar recursos y no ser una carga para sus familias".

Paula Espinoza Grandón, subdirectora técnica de Gendarmería de Chile, explica que hoy existe una política gubernamental que se ha traducido en compromisos concretos del ministro de Justicia, Felipe Bulnes, y del director nacional de Gendarmería, Luis Masferrer, de potenciar las herramientas legislativas que aumenten la cobertura de las prestaciones laborales, sea en cualquiera de los sistemas en que cumpla pena una persona.

"Eso se ha traducido en mayor dignidad del interno, como trabajador y con pleno respeto de sus derechos laborales.

Para ello, se ha establecido una comisión intersectorial integrada por el Ministerio de Justicia, Ministerio del Trabajo, Secretaria General de la Presidencia y Gendarmería, entre otros".


Las dificultades

Varias son las dificultades que enfrentan los ex internos(as) en su proceso de reinserción laboral. Desde el punto de vista legal, hay un gran impedimento que tiene que ver con el Certificado de Antecedentes Penales que todas las empresas e instituciones públicas exigen al momento de contratar a una persona para trabajar. "De acuerdo a nuestra legislación, la eliminación de antecedentes es un proceso voluntario y que demora dos o cinco años, y para ello se requiere que el interno(a) por ese periodo se presente a firmar a un Patronato de Reos o a un establecimiento penitenciario, afectando seriamente las posibilidades de contratación y favoreciendo la exclusión social de estas personas", precisa Paula Espinoza.


Aporte de RECYCLA

Pero a nivel individual se identifican desde el análisis de competencias,  la escasa calificación laboral y la nula experiencia laboral, sobre todo en condenas altas. "Ello se traduce en acceso a empleos de baja calificación, precarios, de bajas remuneraciones y en un desconocimiento de las dinámicas del mercado de trabajo chileno, de las reglas del juego que muchas veces son adversas para este tipo de trabajadores, lo que es interpretado como discriminación hacia ellos por haber estado recluidos".

Y añade: "Se puede señalar además el desconocimiento de la red pública de servicios sociales, la inexperiencia respecto de cómo utilizar los medios de transporte, la falta de hábitos laborales, los problemas de relación con la autoridad o línea de mando en las empresas, que el 21% de los usuarios provienen de familias disfuncionales, necesidades económicas que se disocian de las remuneraciones a que pueden acceder y un 14% presenta consumo problemático de alcohol y drogas".

A nivel comunitario, los lugares de residencia obstaculizan también la reinserción. En el caso del Programa de Colocación Laboral (PCL), un 43% proviene de barrios vulnerables y un 19% de barrios críticos. Además, la distancia a los lugares de trabajo, asociada a la marginalidad territorial, dificulta su adherencia al trabajo. "Muchas veces la falta de trabajo los impulsa a delinquir, ya que literalmente con los papeles manchados nadie les da trabajo. La iniciativa de RECYCLA es muy destacable porque, además de su aporte ecológico, forma en un trabajo que es digno. Hay que multiplicar las oportunidades laborales porque una persona que ha cumplido su condena no debe cargar con tantos estigmas y problemas. Afortunadamente, hay empresas sensibles con este tema", asegura el padre Agustín Moreira SJ.

La subdirectora técnica de Gendarmería de Chile destaca que para su institución iniciativas en que la responsabilidad social empresarial (RSE) cumple un rol fundamental, constituyen una alternativa concreta de reinsertar social y laboralmente a las personas que egresan tras el cumplimiento de una condena.

Señala que RECYCLA comenzó a trabajar con el Centro Cumplimiento Penitenciario (CCP) Colina I al ser contactada por profesionales de la unidad, luego de ver un aviso en el cual indicaba que otorgaba oportunidades de trabajo a personas con antecedentes.

Pero también existen, agrega, antecedentes de contacto y trabajo con el Centro Penitenciario Femenino (CPF) de Santiago, que data de cuatro años atrás, donde se logró colocar a seis internas beneficiarias de Salida Controlada al Medio Libre (SCML), y una de ellas cumplió su condena y continua siendo trabajadora de la empresa.

"A la fecha mantiene tres internos con SCML trabajando con contrato y pagando un sueldo justo. Estos internos se desempeñan como peonetas y bodegueros en las oficinas comerciales que están en la Ciudad Empresarial, pero concurren también a trabajar a una planta en Pudahuel".

Y añade: "Es una buena empresa, trabajamos coordinadamente con ella y los profesionales la contactan para apoyar la colocación de internos que pueden postular a la SCML. El interno también es evaluado por la empresa, y en atención a estos procesos puede acceder al trabajo".


Educación y trabajo

Actualmente, Gendarmería de Chile atiende una población penal de 108.987 personas, tanto en el sistema cerrado (54 mil aprox.) como con medidas alternativas a la reclusión (52 mil aprox.). La institución, conforme a lo instruido por el Gobierno y el Ministerio de Justicia, se ha propuesto potenciar los denominados Centros de Educación y Trabajo (CET), donde internos de buena conducta y favorable proyección cumplen su condena desarrollando una actividad laboral remunerada, en un régimen especial de autodisciplina y confianza.

"En estos centros, que cuentan con diversos talleres, como mueblería, imprenta, cerámica y calzado, se considera fomentar su labor de intervención de forma integral, con mejoras educacionales, adquisición de herramientas personales y sociales, para ayudar a los internos a que se reinserten paulatinamente en la sociedad", asegura Paula Espinoza.

Cómo los emprendedores sociales crean nuevos mercados que cambiarán el mundo
El nuevo paradigma de la economía verde
Responsabilidad en el ciclo de vida de los productos
Recycla News
RECYCLA premia a comprometidos con el medio ambiente
Contaremos con el Día del Reciclaje en Chile
Hacia un Chile más sustentable
Recycla News
¿Qué nos trae el futuro en materia de RSE?
Exitoso Día Verde en Mejillones
Enjoy contará con Sello Verde de Recycla en sus tragamonedas
La comunidad también puede reciclar
Una práctica sustentable
Residuos electrónicos: Una opción sustentable
Recycla entre los primeros del World Challenge
Publicidad | Hacemos esto… | Preguntas frecuentes | Cóntactate con nosotros |
 
© El Mercurio S.A.P.
Términos y Condiciones de Los Servicios