Lunes 15 de Julio de 2019

Prueba de manejo / Haval H6:
Cunpliendo las expectativas

A este modelo no hay nada que perdonarle "por ser chino". Sencillamente, está a la altura de los SUV de cualquier origen.  

Publicado: Miércoles, 17 de Febrero de 2016

Leonardo Mellado

 A esta altura la frase ya está bien repetida y la repetiremos nuevamente: los autos de origen chino han mejorado muchísimo. Y para muestra, este Haval H6.

No vamos a perder tiempo explicando las razones por las que Great Wall decidió rear una gama de SUV con el parche Haval, así que no limitaremos a afirmar que este es uno de los mejores de su categoría y origen. De hecho, en términos generales, no tiene mucho que envidiar a modelos similares salidos de linajudas fábricas surcoreanas o japonesas, al menos en os que prouesta estética se refiere.

El exterior del modelo está definido por una máscara enorme enmarcada y atravesada por cromados. Esta solución es siempre arriesgada, porque una parrilla muy grande puede quedar desproporcionada hasta la grosería y matar el diseño en su conjunto. No es este el caso. La máscara tiene el tamaño justo para dar personalidad al frontal y para sustentar el resto del casco, cuya longitud queda marcada por un perfil oblicuo que va elevándose hacia la parte posterior, donde pasa a integrar ls grupos ópticos traseros.

Es un auto lindo, que no da ventaja alguna a su competencia.

El interior es completamente convencional en sus formas. El panel tiene la clásica forma de alas desplegadas, así que luce armónico. Por supuesto, la gran pantalla táctil de la consola central le da alcurnia al decorado interno y le permite al H& desplegar buena parte de sus atribuitos tecnológicos: comunicaciones vía Bluetooth, audio y  navegador; este último con un mapa aceptablemente actualizado, pero de gráfica muy elemental.

El habitáculo es muy amplio para cinco pasajeros. Como se entiende que los de adelante siempre irán bien gracias a la regulación eléctrica de los asientos, hay que fijarse en los de atrás, que disponen de un espacio prodigioso para las piernas, los hombros y sobre las cabezas. Las terminaciones son buenas en cuanto a que todo está bien montado y ajustado. la materialidad, en tanto en más diversa. Por un lado están los asientos tapizados con cuero (en la variante Deluxe probada), material que también se usa en el volante y el pomo de la palanca de cambios, y por otro están los plásticos duros del panel frontal y las puertas.

En la parte tresera, un maletero de gran tamaño permite el acomodo de tres a cuatro maletas grandes auqnue la carga y descarga no es tan fácil porque el piso está por debajo del borde del portón.

La propulsión está a cargo de un motor de 1,5 litros con turboalimentador. El catálogo dice que entrega 141 HP y un torque máximo de 210 Nm. Se trata de un motor moderno que, no obstante, exige al conductor manejarlos por encima de las 2.000 rpm para aprovechar la energía adicional del turbo, que entrega respuestas ágiles y determinadas al H6. Por debajo de ese punto, las cosas van mucho más lento y las más de 2 toneladas de peso bruto se hacen notar.

La transmisión en esta variante es de reparto en las cuatro ruedas según demanda, aunque con un botón entre los asientos se puede dejar fija en el eje delantero. La caja de cambios es manual de seis marchas.

La suspensión está bien ajustada para el tyránsito urbao y de carretera, mientras que fuera de pavimento puede resultar un poco blanda. La dirección, en tanto necesita un poquito más de precisión.

Con todo, este vehículo tiene una serie de detalles en su equipamiento que dejan alto al H6 en su relación con su precio. Las luces neblineras, por ejemplo, hacen las veces de luces direccionales al encenderse la del lado hacia el que se está virando, también ofrece un control de presión de neumáticos y una cámara de retroceso que complementa los sensores de proximidad delanteros y traseros. Además, está el detalle más pintoresco que util de las luces que proyectan el logo Haval hacia el piso en rojo cuando se abren las puertas delanteras.

Con todo eso, el Haval H6 se vuelve un auto deseable y conveniente, muy adecuado para su uso familiar. En nuestro recorrido a borde de este modelo, de más de 1.000 km con una gran proporción de carretera, el mejor promedio de consumo fue de 12 km/l.

 

La renovación del 3008
El león ataca el mercado de los SUV
"No vamos a perder el liderazgo"
El guerrero urbano de Nissan
"Introduciremos la Plataforma Global de Subaru"
¿Cuándo serán todos los autos como estos?
Total actualiza su aplicación Asesor Lub para el parque automotor chileno 2016
Mayo cierra al alza en el mercado automotor chileno
Ford es el vehículo oficial de la "Copa América Centenario"
Publicidad | Hacemos esto… | Preguntas frecuentes | Cóntactate con nosotros |
 
© El Mercurio S.A.P.
Términos y Condiciones de Los Servicios